octubre 22, 2014

Copiapina Karen Gallardo lanzó sobre los 60 metros pero no le alcanzó

Por ED - Vie ago 03, 10:55 pm

La chilena Karen Gallardo quedó eliminada y no se clasificó para la final del lanzamiento del disco, pero en lo que es su primera experiencia olímpica pudo nuevamente superar los 60 metros -registró de 60.09- una distancia que supera la mejor marca que hizo en el año 59,71.

Para la deportista oriunda de Copiapó, en la Región de Atacama, es la segunda vez que pasa la marca de los 60, en el 2011 realizó 60,48 la mejor de su trayectoria. En la competencia finalizó en el lugar 21 de estos XXX Juegos Olímpícos de Londres 2012.

Karen Gallardo. Imagen gentileza de ADOChile.

Su primer tiro fue de 58.82 para luego dar paso al envión de 60.09 metros que la ponía muy cercana a batir su maximarca. Pero en definitiva, el último tiro fue nulo y no pudo mejorar su registro en la tabla criolla.

Gallardo, es dirigida por el DT Tulio Moya, logró aunar dos criterios básicos para el alto rendimiento: mantenerse ya firme en un nivel de marcas por sobre los 60 metros, y lograrlo nada menos que en un concurso olímpico, sellando con solidez la primera incursión de lentejón criollo de un kilo, el de damas, en un cita olímpica.

La lanzadora indicó en la zona mixta, al borde la pista, que “quedamos satisfechos. Acabo de conversar con Tulio (Moya, su DT) y quedamos contentos porque pasé por segunda vez los 60 metros y lo hice en unos Juegos Olímpicos. Quedé a 39 centímetros de mi récord. Estoy contenta y preparándome para la próxima temporada. Para la final estuvo la posibilidad, la última pasó con 62, y era la marca que estábamos pensando. Uno todo los días quiere hacer un récord, pero no se puede’’, aseguró.

En el marco de una competición de clasificación para la final  la rusa Darya Pishchalnikova con sus brillantes 70.69 de esta temporada, y quien esta tarde en el Grupo “A’’ clasificó a la definición por las medallas con un estratégico 65.02, en el cuarto lugar general de la ronda selectiva.

La rusa es la única discóbola que en los últimos 20 años ha logrado superar la barrera de los 70 metros. 

EA

Deja un Comentario